miércoles, 6 de febrero de 2013

REVISIONES DE LA BICICLETA.



Una pregunta que muchas personas se hacen es cada cuánto hay que revisar la bicicleta, ¿sólo cuanto se rompe algo?, ¿cuándo hay un ruido extraño?, la respuesta es NO.

Una bicicleta como cualquier otro vehículo tiene un funcionamiento mecánico y éste hace que las piezas se desgasten o se desajusten.

Un buen mantenimiento hace que los componentes de su bicicleta duren más tiempo y que funcione mejor.

Siempre antes de coger la bicicleta hay que mirar que la presión de las ruedas sea la adecuada y que la cubierta no presente malformaciones o grietas ya que podía ocasionar un accidente. También hay que revisar el estado de los frenos y comprobar que funcionan a la perfección, que no están gastadas las pastillas o las zapatas y que no están cristalizadas.

En caso de encontrar algún desperfecto en estos componentes repárelos lo más pronto posible ya que son elemento de seguridad que no sólo comprometen su seguridad sino la de los demás usuarios de la vía pública.

Otro aspecto a tener en cuenta aunque no tan asiduamente es la transmisión, ya que con los kilómetros se va desgastando y desajustando. La vida de una cadena normal en buenas condiciones suele durar unos 2000 – 3000 km, según el uso que se le dé, hay que tener en cuenta que tanto los platos como los piñones también se desgastan, el cable de acero del cambio y del desviador se alarga un poco desajustando estos componente y las roldanas del cambio también se desgastan. Es conveniente revisar la transmisión al menos cada 1000 km para medir el desgaste de los componentes para que se sustituyan sólo las partes afectadas, ya que si se deja a la larga tendrás que cambiar toda la transmisión lo que supone un gasto mucho mayor que controlar y cambiar únicamente los componentes dañados o desgastados.

También hay que tener en cuenta las ruedas, ya que con el uso se van desajustando los bujes y los radios, dando como resultado holgura en la rueda y que esté descentrada rozando en los frenos (excepto los de disco) además hace que en giros se note inestable la bicicleta ya que no pisa uniformemente en el suelo. Pueden revisarse cada 500 km siempre y cuando se le dé un uso adecuado y para el que está pensada la rueda. Si nota que su rueda roza con el freno, que oscila tanto horizontal como verticalmente o que se mueve repárela lo antes posible ya que podrían dañarse los frenos, los rodamientos o las pistas.

Las suspensiones son uno de los elementos que menos se suelen revisar y es un error muy frecuente. Las distintas suspensiones tanto de horquilla como las traseras son unas complejas máquinas que sufren mucho y que necesitan un reglaje adecuado, estas revisiones dependen del fabricante pero como norma general se puede decir que se deben revisar cada 200-300 horas de uso, ya que suelen llevar aceite, retenes y juntas tóricas entre otras muchas que son muy delicadas y que con el tiempo y el uso pierden sus propiedades.

Por último se deben revisar los rodamientos  de la dirección y del eje de pedalier (algunos no necesitan mantenimiento ya que son estancos y sellados, sólo cambiarlos cuando sea necesario) además se debe revisar la tornillería para no llevarnos ningún susto.

Un saludo y buena rodada.